SER MAS FELIZ. 7 IDEAS SENCILLAS Y CON BASE CIENTIFICA PARA CONSEGUIRLO

SER MAS FELIZ. 7  IDEAS SENCILLAS Y CON BASE CIENTIFICA PARA CONSEGUIRLO

SER MAS FELIZ. 7  IDEAS SENCILLAS Y CON BASE CIENTIFICA PARA CONSEGUIRLO.

Una de las razones por las que el concepto Felicidad es tan interesante es que para cada una de nosotras tiene un significado diferente. También es uno de los valores principales de Éxito en Femenino (y mío en particular). La felicidad es algo sobre lo que todos tenemos algo que decir, porque sabemos perfectamente qué nos acerca a la felicidad y qué nos aleja. La ciencia también.

Como creo que a todos nos gustaría ser más felices (ser / estar … los anglosajones no se complican e integran los dos estados en “to be happy”), he recopilado algunas claves, que han sido contrastadas científicamente, sobre las fuentes de la felicidad. Son ideas sencillas y muy aplicables:

 

1.- Sólo 7 Minutos ejercicio al día.

Se ha demostrado que el ejercicio físico tiene un efecto profundo en nuestros niveles de felicidad y bienestar, de hecho, empieza a utilizarse como método para superar la depresión.

Shawn Acor, experto en neurociencia aplicada a la felicidad, cita en uno de sus libros un estudio realizado entre tres grupos de pacientes con depresión, uno con fármacos, otro con ejercicio y el tercero con la combinación de ambos. Los resultados fueron sorprendentes: los tres grupos experimentaron resultados similares, pero la evolución de los casos fue radicalmente distinta: a los seis meses, de los pacientes que habían sido tratado con fármacos, el 38% había vuelto a caer en depresión. Los que recibieron un tratamiento combinado, mejoraba un poco, pero la sorpresa fué que el grupo que únicamente había realizado ejercicio físico tuvo una tasa de recaída de sólo el 9%.

Desde luego, no es necesario estar deprimido para experimentar los beneficios del ejercicio físico, que van mucho más allá de la pérdida de peso: aumenta la capacidad cerebral, mejora nuestra imagen corporal y nos pone en contacto con nuestro cuerpo, ese gran olvidado.

En mi caso, me ayuda a aclarar la mente, a relajarme, cuando realizo ejercicio suelen aparecer ideas creativas, en definitiva, me hace sentir fuerte y llena de energía, hasta tal punto que me parece imprescindible para poder tener buenos niveles de rendimiento, disfrute y aprendizaje en el trabajo.

¡No me digas que no tienes tiempo! Es como si un leñador dice que no tiene tiempo para afilar su hacha. Es necesario para cuidar tu principal activo, TÚ.     

 Estudios realizados en la Universidad de Illinois han captado el cambio que experimenta el cerebro, la liberación de proteínas y endorfinas tras realizar 20 minutos de ejercicio. Puedes verlo en la imagen:

Fuente: Universidad de Illinois

Fuente: Universidad de Illinois

 

2.- Si duermes bien, gestionarás mejor las emociones difíciles.

Ya sabíamos que el sueño nos ayuda a recuperarnos del desgaste que nos produce del día a día, que nos ayuda a estar más centrados y ser más productivos, pero ahora también sabemos que se trata de un ingrediente imprescindible para nuestra felicidad.

¿Por qué? En un estudio publicado en el libro Nurture Shock se explica que los recuerdos positivos o neutros son procesados por el hipocampo, mientras que los estímulos negativos se procesan a través de la amígdala. La falta de sueño tiene impacto en el hipocampo, y como consecuencia, las personas con falta de sueño tienen dificultades para recordar situaciones agradables y tienen presentes recuerdos relacionados con la tristeza, la ira o el miedo.

El tener pensamientos positivos o negativos influye directamente en nuestra gestión emocional y sensaciones físicas, en nuestras decisiones, acciones y, por supuesto, resultados.

Cuando analizamos los beneficios del sueño debemos tener en cuenta su calidad y duración. Se realizó un experimento entre un grupo de estudiantes a los que privaron de sueño durante horas y más tarde se les pidió que recordaran una serie de palabras. El resultado fue que el 81% de las palabras que recordaban contenían una connotación negativa, como “enfermedad”, y sólo un 31% eran positivas o neutras como “brillo” o “mesa”.

¿Eres de los que programa el despertador y cuando suena lo retrasa cinco minutos? En ASAP Science lo desaconsejan completamente “La fragmentación del sueño es mucho menos reparadora y produce somnolencia diurna y sensación de cansancio. Al romper los últimos 30 minutos de sueño, es más probable que se sienta cansado y con baja concentración durante el día”. Tiene sentido, no es lo mismo dormir tres espacios de 10 minutos que 30 minutos seguidos.

 

3.-Disfrutar de la tribu: Pasar más tiempo con amigos y familia.

Mantenernos en contacto con amigos y familiares es una de las actividades más sencillas que podemos realizar que mayor impacto tiene en nuestra felicidad.

El experto Daniel Gilbert de la Universidad de Harvard lo explica así: “somos más felices cuando estamos con nuestra familia y amigos, y casi todas las demás cosas que pensamos que nos harán felices en realidad son sólo maneras de conseguir más familia y amigos”.

Algunos autores defienden que lo que realmente marca la diferencia entre la felicidad y su ausencia en el tiempo que pasamos con nuestra familia y amigos.

Sentir que formamos parte de una entidad mayor, recibir apoyo, poder compartir, escuchar y ser escuchados… son situaciones que resumen la esencia de la vida.

 

4.- Pasar tiempo al aire, la felicidad se maximiza en 13,9 ° C

En uno de sus libros sobre la felicidad, Shawn Acor menciona un estudio que recomienda pasar al menos 20 minutos al día al aire libre, ya que mejora el estado de ánimo, la creatividad y el nivel de memoria.

Realmente es un hábito que parece sencillo de implementar si no lo estás haciendo, por ejemplo, en un desplazamiento para ir al trabajo, recados, un paseo después de comer…

La temperatura también es algo a tener en cuenta, porque se ha demostrado que la felicidad se maximiza a los 13,0 ºC, la temperatura ideal para ese paseo de 20 minutos 🙂

 

5.- Ayudar a otras personas – 100 horas al año es el número mágico

Una de las ideas que más se repite cuando se habla de generar felicidad en nosotros mismos es ayudar a otras personas. De hecho, 100 horas al año (dos horas por semana aproximadamente) se ha definido como el número ideal de horas que deberíamos dedicar a otras personas para enriquecer nuestras propias vidas.

En su libro Flourish, el profesor Martin Seligman de la Universidad de Pennsylvania confirma lo mucho que nos puede aportar el ayudar a los demás: “Los científicos han encontrado que hacer el bien produce un incremento del bienestar mas notable que cualquier otro medio que hayamos estudiado”. También se ha constatado la repercusión que tiene este estado de bienestar a nivel neurológico.

 

6.- Practicar algún tipo de meditación, como el Mindfulness, asienta la felicidad en el cerebro

La meditación o su enfoque más actual, el mindfulness, son prácticas de origen ancestral que han demostrado ser excelentes hábitos para mejorar el enfoque, la claridad y la capacidad de atención. Ahora se ha descubierto que también contribuyen a mejorar nuestros niveles de felicidad.

Un estudio desarrollado por los investigadores del Hospital General de Massachusetts analizó los escáneres cerebrales de 16 personas antes y después de su participación en un curso de ocho semanas de Mindfulness. El estudio, publicado en la revista Psychiatry Research llegó a la conclusión de que al finalizar el curso, las partes del cerebro de los participantes asociadas con las compasión y el nivel de conciencia, crecieron. En cambio, las partes asociadas con el estrés se redujeron.

Literalmente, la meditación limpia y calma la mente, es un modo sencillo, barato y ecológico de generar felicidad.

Los estudios demuestran que en los minutos inmediatamente después de la meditación, experimentamos sentimientos de calma y satisfacción, así como la toma de conciencia y empatía. Nuestro cerebro posee plasticidad, es decir, se puede transformar, con sólo ocho semanas de práctica, los resultados son notables en cuanto a niveles de felicidad alcanzados y esa es una de las grandes ventajas de esta disciplina.  Una estupenda posibilidad que vale la pena aprovechar.

 
Puedes leer más sobre el Mindfulness en este enlace.

 

7.- Evita los malabarismos mentales.

Los investigadores Shenk y Dweck lo expesarn así: “La persistencia nos reconecta el cerebro y ayuda a tener éxito”

Crearnos una rutina diaria, con un objetivo concreto para cada día marca la diferencia en nuestro bienestar y resultados. Nos permite sentirnos satisfechos por lo que hemos conseguido o, incluso, poder valorar qué ha pasado si no los hemos alcanzado y reconducir la situación.

La casi totalidad de personas que avanzan con sus proyectos, en cualquier ámbito: empresarial, deportivo, educativo… trabajan enfocados en sus objetivos a través de rutinas diarias. No se trata de nos diseñemos una cárcel horaria de la que no se puedamos escapar, al contrario, tener predefinido qué debemos hacer nos aporta tranquilidad por saber que estamos haciendo lo que debemos y que vamos por el buen camino.

¿Imprevistos? Puede haberlos, cuando ocurran basta con elegir que es más importante en ese momento y dejar pasar el resto o bien reprogramar alguna actividad.

Nuestro enemigo es la inercia, seguir haciendo lo mismo un día y otro sin pararnos a pensar si realmente esas actividades son las que más nos pueden ayudar.

La segunda parte consiste en hacer sólo una cosa cada vez. Por mucho que digamos que la mujeres somos “multitarea”, en el fondo sabemos que no es así. El cerebro funciona mejor centrándose en una sola tarea cada vez. 

Se ha demostrado recientemente que el cerebro humano carece de suficiente nivel de atención para poder realizar de modo correcto varias tareas a la vez.

«Un hombre capaz de conducir de forma segura mientras besa a una joven hermosa, simplemente, no presta al beso la atención que se merece.» La cita, cuando menos curiosa, se atribuye a Albert Einstein (que no tenía en cuenta las más elementales medidas de seguridad vial 🙂 ).


¿Quieres publicar este artículo?

De acuerdo, siempre que incluyas el siguiente texto con enlaces activos:

Sobre la Autora:

Isabel Gómez, es Consultora y Coach Profesional en Éxito en Femenino www.exitoenfemenino.com .

Licenciada en Ciencias del Trabajo, Master en Marketing, MBA y Emprendedora vocacional.

Si quieres recibir nuevas estrategias para ganar autoconfianza y avanzar hacia tus objetivos, descárgate totalmente GRATIS el ebook PONTE EN VALOR a través de este enlace: http://www.exitoenfemenino.com/ponte-en-valor/.

Deja un comentario

DESCÁRGATE GRATIS MI EBOOK PONTE EN VALOR!!

¿Te gustaría ganar en autoconfianza y gestionar mejor tus emociones?

Con Ponte en Valor podrás:

  • Entender como funciona tu sistema de creencias y qué te impide avanzar hacia tus objetivos.
  • Potenciar tus puntos fuertes y que éstos te acerquen a tu propia definición de éxito.
  • Conocer las claves para desarrollar y mejorar tu inteligencia emocional.
  • Descubrir nuevas claves para ser más feliz en tu trabajo.

DESCÁRGATE GRATIS MI EBOOK PONTE EN VALOR!!

¿Te gustaría ganar en autoconfianza y gestionar mejor tus emociones?

Con Ponte en Valor podrás:

  • Entender como funciona tu sistema de creencias y qué te impide avanzar hacia tus objetivos.
  • Potenciar tus puntos fuertes y que éstos te acerquen a tu propia definición de éxito.
  • Conocer las claves para desarrollar y mejorar tu inteligencia emocional.
  • Descubrir nuevas claves para ser más feliz en tu trabajo.
%d personas les gusta esto:
¿ QUE TE ESTA ROBANDO LA ENERGIA ?

¿ QUE TE ESTA ROBANDO LA ENERGIA ?  A todos nos ha pasado que en algún momento nos hemos sentido...

Cerrar